Campamento de Verano
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Marvel High School (Élite) -Foro nuevo-
Jue Oct 10, 2013 4:51 pm por Invitado

» sailor star afiliacion elite
Lun Jul 08, 2013 12:27 pm por Invitado

» Afiliación normal: Grimmauld Place, 12. Foro nuevo, Harry Potter
Vie Mayo 10, 2013 6:41 am por Invitado

» {Arcadia Academy} |Foro +18| -Afiliación Normal-
Lun Abr 22, 2013 5:45 pm por Invitado

» Boston University[+18] FORO NUEVO, se necesitan cannos- NORMAL
Sáb Abr 20, 2013 1:31 am por Invitado

» Registro de Avatar
Jue Abr 18, 2013 2:59 pm por Agata Leonard

» Twilight Generation (NORMAL)
Dom Abr 07, 2013 2:44 pm por Invitado

» Las Dos Caras {Afiliación Elite}
Miér Abr 03, 2013 7:52 pm por Invitado

» Cane Hill +18 {Ex GD - Cambio de botones} Elite
Mar Abr 02, 2013 12:49 pm por Invitado

Staff

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 23 el Lun Dic 15, 2014 12:00 am.



Make It Up As I Go

La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Jeniffer M. Weinhofen el Sáb Ene 12, 2013 1:33 pm

Uno de los primeros días de un verano prometedor


El viajecito desde aquella casa hasta el campamento había sido demoledor para su espalda nada más bajarse de aquel trasto al que llamar coche o algo asi ,porque la verdad jamás prestaba atención a los ruidos y sonidos que soltaba esa chatarra que tenía sus horas contadas ,por eso quizás iba a ser su último verano como el primero para ella en aquel campamento que jamás hubiera pisado si no hubiera sido por las malas palabras de su mellizo diabólico que una vez más decidió perderse por toda la espesura del aquel sitio para ir en busca de su amada.

Algo que la sonaba a uno deseos burdos libros de literatura que en clases en una época pasada se leyó pero no creía en ellos, porque eso del amor no existía por más que oyera babear por teléfono a aquel idiota rubio que aprovechaban su hermano menor y ella para reírse a sus espaldas porque no es que los celos se instalaran en ella, es simplemente que era complicado ver a otra chica en la vida del grandullón. Sin embargo a fin de cuentas ya no existía la vuelta atrás y por las visiones de los cuerpos esculturales de recepción no iba a pasarlo mal.

Las primeras horas fueron como el caos en la ciudad de Nueva York aunque no se preocupo demasiado de prestar aquella atención de papeles informativos con el numero de su habitación ni los compañeros pero la idea de ser mixtos no le desagradaba por completo ,no desde luego cuando observo aquel pasillo tan largo que podía ser semejante al metro en hora punta lleno de números en puertas de madera pero aquí no se encontraría a ningún canino ,no era pija en ese sentido pero prefería que los animales fueran algo así como especies en ese peligro de extinción porque no eran sus completos amigos ni los necesitaba porque la soledad no iba a durar demasiado si era lista aunque saludo con la mano a un par de chicos que supuestamente quisieron presentarse como conocidos de aquel idiota que ya había pasado un verano aquí y suspiro .

“Genial...ahora solo la hermana de...” negó con la cabeza al mismo tiempo que giro su cuerpo cuando un par de voces se alzaron mas alla de lo común entre medias de tanto largo pasillo para observar como una pelea daba comienzo y todo se suponía que era por una chica con ligeros cascos o lo que era lo mismo una abertura de piernas extrema, cosa que lejos de ser cinica solo pudo robarle una sonrisa por la manera de pegarse por un cuerpo femenino.

-Hay que ser neandertal para dar un espectáculo asi, seguro que no vale la pena ilusos–negó con la cabeza antes de darse cuenta de que estaba hablando en voz alta a nadie.
avatar
Jeniffer M. Weinhofen

Mensajes : 78
Fecha de inscripción : 11/01/2013
Localización : Espiando a los lobos

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Haydée Sommers el Lun Ene 14, 2013 12:13 am

No hacía mucho mas de unos días que Dée se encontraba de nuevo en el campamento y, a su parecer, nada había cambiado, o no mucho al menos. Que el director era mas estricto y todo se volvería mas difícil y todo eso, sonaba cada vez mas a puro cuento para asustar a los campistas, hacerlos mas blandos y que obedezcan y todo eso. "Ver para creer" ¿no? pues aún no se había visto nada... Por ahora. Habría que mantenerse alerta o tener cuidado, pero la joven Sommers era demasiado vaga para ello, por lo que le daba igual, aunque ciertamente la cosa se volvería un poco mas interesante.
El día empezaba normal; con un sol que quebraba los suelos y montones de personas yendo hacia diferentes lados. Era agradable el ambiente a decir verdad. Apenas levantarse de su cama cepilló un poco su dorada cabellera aunque no quedara muy prolija; se colocó el primer short que se encontraba en su cajón; igual con una blusa corta y holgada, unas sandalias, algo de delineador en sus ojos y ya. No se iba a detener a pensar que color combinaba mejor, pero tampoco saldría como un payaso.

Caminaba tranquilamente por los pasillos cuando vio no muy lejos a un grupo reunido y todo apretado de gente, ¡justo en el medio del paso! ¿Que habría pasado? Suspiró y rodó los ojos siguiendo su camino como si nada, sabiendo que debería pasar a empujones y golpes, al menos procurando no lastimar a nadie ella.
A medida que se acercaba escuchaba mas y mas gritos, discusiones, insultos, amagues a golpes, etc. y le dio curiosidad, así que, sólo poniendo su mano en el hombro de algún muchacho éste volteaba a verla y le permitía el paso sin siquiera necesidad de escucharla pedirlo. Se paró en puntas de pie ya no muy lejos, aunque tampoco se acercaría demasiado por si llegasen a meterla para nada, y vio que eran dos estúpidos discutiendo y una chica en medio. -¡Zorra!- Grito en medio del bullicio mientras reía al ver tal escena. Pelearse por un arroz era algo bastante patético, además teniendo en cuenta la cantidad de chicas, y mejores que esa, había en todo el St. Charles, pero claro, ¿quien les prestaría atención a unos idiotas que hacen tanto lío por eso?
Agachó sólo un poco la cabeza y flexionó sus brazos frente a ésta como creando una barrera con los codos abiertos para poder salir de allí sin golpear a nadie, a lo sumo dando algún empujón o golpe pequeño, que ojala esas niñas en cuerpos de muchachos no se quejaran. -Uff, libre al fin.- Gritó aún riendo para sí misma y extendiendo sus brazos una vez salir del despelote de personas. Giró la cabeza pero no vio a ningún instructor, personal de seguridad ni nada cerca ni nadie interesado en detenerlos, y se encogió de hombros con ese "¿Que mas da?"
Se dio otra vez la vuelta para seguir su camino a ni ella sabía donde y, sin ver, dio un golpe con un rápido movimiento de su brazo a alguien. -Huy... Lo siento.- Dijo con una mueca y volteando a ver de quien se trataba, encontrándose con una muchacha alta, de cabello largo, lacio y rubio, y pecas en su cara que llegó a ver cuando ésta se dio también la vuelta. Esperaba haberle dado sólo en la espalda, codo o algo por el estilo, que no doliera demasiado, pues no le había visto cara conocida lo que significaba chica buena, y considerando que podría ser una de las suyas, no se veía bien empezar con un golpe en la cara, estómago, o quien sabe donde.
avatar
Haydée Sommers

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 30/01/2012
Edad : 23
Localización : Campamento St. Charles

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Jeniffer M. Weinhofen el Lun Ene 14, 2013 12:35 am

La pelea era interesante desde el punto de vista de que estaban formando tal jaleo que algunos estaban aprovechando el revuelo para colarse en las habitaciones ajenas como un toque de campana cuando existe el fuego aunque desde luego mucho más patético si cabria ,dado que jamás en la vida ese tipo de acciones eran partidarias de gustarle pero sí que animaba desde lo bajo con la mirada porque puestos a enfrentarse una buena pelea de hombres como las cavernas la alentaba de pensar por donde se iba a su habitación ,si existía entre tan largos pasillos. Sin embargo ahora mismo no era buen momento para pasar entre ellos generando la colisión contra otros porque aquel lugar se estaba llenando completamente más.

Como cuando llenas una gran piscina con agua y sin esperar encuentras que hay microbios nadando por ella tan libremente que no sabias atisbar realmente cual era el brazo o el hombro de aquellos que andaban a la gresca con la chica por medio pidiendo mas aunque en sus ojos se notara que estaba disfrutando de ver a dos tipos pegarse con ella como un trofeo. Para los ojos de la rubia no era más que patetismo en estado puro, pero tampoco se movió de allí .Si no podía moverse desde luego iba a ver hasta qué punto esos borrachos de cerveza llegaban a atinarse más abajo del pómulo.

Pero lo que empezó como una pelea entre tres personas ,ahora parecía una lucha de gladiadores con empujones ,codazos e insultos como una cadena de montaje –Como me toquéis un pelo os frio-amenazo con media cara desencajada de la rabia ,pensando en dar la voz de alarma tiroteando del cortafuegos como llave y casi lo consigue cuando se desplazo antes de sentí como en su costillar le daban un suave golpe que genero en una mirada hambrienta de echar un puñetazo al aire ,pero contra toda esperanza se quedo con la cara fija en aquella rubia que la pedía perdón aparentemente sincero y se relajo –No importa ,esto es como un circo o las rebajas de Nueva York el primer dia- se rio por primera vez ,empujando un par de cuerpos que iban a caer a sus lados tirando de la mano de la golpeadora.

-¿Son asi de cretinos siempre? –pregunto alzando una ceja con asco ,cambiándola al mirarla de nuevo porque parecía simplemente agradable aunque tuviera ese toque desenfrenado llamándola la atencion ,presentándose con una mano –Soy Jeniffer Weinhofer –susurro su apellido en bajo ,porque Chris.. Ese maldito demonio rubio seguramente ya hubiera anunciado que eran alguien, cosa que odiaba porque no era tan prepotente como esos niños ricos mimados.
avatar
Jeniffer M. Weinhofen

Mensajes : 78
Fecha de inscripción : 11/01/2013
Localización : Espiando a los lobos

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Haydée Sommers el Jue Ene 17, 2013 12:44 am

No sabría decir si daba risa, pena, o vergüenza ajena lo que estaba sucediendo. Esos dos ahí a los golpes y la otra arroz en el medio con una mueca de preocupación mas falsa que el color rubio en el cabello de Waldorf éste año. Cualquiera que la mirara por cinco segundos fijamente lo notaría; todas las mujeres dicen eso de que no son objetos y no se que, cosa que es cierta, pero a estúpidas piernas abiertas como esa no les importaba. Alguna palabra para describirlos serían animales salvajes en época de celo. Es una chica y ya, dios, como si no sobraran en todo el campamento, necesitados.
Pobre del idiota que se le cruzara por la cabeza tocar o simplemente rozar con una de sus manos el trasero de la rubia, como otros tantos creídos han querido hacer sin problema y... no les dio mucho resultado que digamos. Cree firmemente que no es una de tantas, y es alguien bastante... terca; no se saldrá fácil de su opinión. Por suerte su cuerpo huesudo le facilitaba pasar entre la gente sin salir tan golpeada.

Notó que a la muchacha no le dolió mucho ni se molestó siquiera así que no le dio mas importancia. Rió por su comentario, gracioso pero tan cierto a la vez, aunque mas que un circo parecía un zoológico al que se le escaparon los tigres o algo así. -Bueno, no siempre pero.... Agh, un momento.- La tomó del brazo con total tranquilidad y la llevó dando empujones hacia un lugar despejado, cruzando casi todo el pasillo para alejarse al menos un poco del ruido también. -Deben de estar ebrios o algo así, no les des importancia, suele pasar.- Rodó los ojos con un pequeño suspiro y se sentó ahí nomas en el suelo apenas haberlo despejado un poco de mugre con un pie. -¿Nueva?- Preguntó con curiosidad frunciendo un poco los labios como queriendo recordar su rostro, pero no, nada. De seguro era una mas de la bandada de nuevos que llegó.
Estrechó su mano y sonrió amablemente, para presentarse igual que ella. -Haydée Sommers, pero por aquí me conocen como Dée, DéeDée o rubia para los mas cercanos, o simplemente Sommers para "otros".- Guiñó un ojo y acomodó hacia atrás su cabello, echando un pequeño vistazo al círculo de la pelea pero ya sin darle ni importancia, aunque estuvieran no mas de unos cuatro o cinco metros lejos nada mas. -¿Que te trae por aquí, Jen?- Preguntó simplemente para sacar algún tema y saber algo mas de ella. "Jeniffer Weinhofen", debía recordar ese nombre, aunque por alguna razón le sonaba un poco, pero de seguro era sólo imaginación suya.
avatar
Haydée Sommers

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 30/01/2012
Edad : 23
Localización : Campamento St. Charles

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Julia Foberts el Jue Ene 17, 2013 1:51 am

. Por fin el campamento abrió sus puertas de nuevo, la verdad es que no puedo describir ni con millones de palabras la alegría que me daba ese acontecimiento, la verdad es que no podía creerlo casi, las demás estaciones habían parecido interminables realmente, no podía haber esperado con más ansias el verano, no, mas es imposible, por suerte me había mantenido en contacto con varios de los campistas gracias a las cartas, largas llamadas de teléfono o las tan útiles redes sociales, pero bueno, por fin uno de los lugares más especiales para mi abría nuevamente sus puertas y yo me encontraba allí como fiel campista que era-

-Hace unos días que había llegado, casi una semana seguramente, no me extrañaría que fuese más tiempo y es que en este lugar el tiempo pasa tan rápido que uno a penas se da cuenta de lo que ocurre a su alrededor, bueno, al menos eso sucedía conmigo, estos días había notado que llegaban nuevos campistas, eso era genial, mas compañía y seguramente más rivalidades, desde el verano pasado me había acostumbrado a esto último, ya que para ser sincera antes de llegar aquí no estaba acostumbrarme a tener ‘’verdaderos’’ pleitos con los demás, claro aun así sigo aprendiendo un poco pues no puedo cambiar del todo tan simplemente, pero eso no importaba pues también había conocido personas realmente maravillosas, personas que siempre tendrán un lugarcito muy especial en mi corazón y este verano esperaba encontrar más-

-Estaba en el jardín del campamento como siempre tendría acostumbrado cuando estaba aquí, me encontraba dibujando unas hermosas petunias nuevas que habían colocado al parecer recientemente en el lugar, estaban realmente preciosas y no pude evitar el dibujarlas, el cuaderno del verano pasado ya estaba lleno ahora tenía uno nuevo el cual comenzaba a llenar poco a poco, de repente una voz capto mi atención, más bien era un grito, un comentario, era una voz masculina diciendo que había un pleito en los pasillos del campamento , estos días ya había habido uno, si se volvía a tratar de aquella ridícula popular niña de mami juro que tomaría a los chicos que están discutiendo como unos completos imbéciles, mi curiosidad volvió a vencerme y decidí ir a presenciar por mí misma lo que estaba sucediendo, tome mi cuaderno y lápiz en mis manos y me dirigí hacia la puerta del edificio rápidamente, era un hecho un gran pleito e estaba perpetuando allí dentro y si, allí estaba aquella muchacha infeliz haciéndose la que sufre mientras los otros dos idiotas se peleaban por ella, era un espectáculo para morirse de vergüenza a ajena o solo reírse yo la verdad opte por la segunda opción y ya, a uno de los muchachos ya le comenzaba a salir sangre por la nariz y el otro tenía una horrible cortada cerca de su ojo, de seguro terminarían en la enfermería tarde o temprano, no quería seguir viendo más cuando una cabellera a lo lejos que reconocía perfectamente me comenzó a llamar prácticamente, me encime en la multitud recibiendo de vez en cuando un pequeño empujón, nada grave y en cuestión de unos minutos llegue a mi objetivo. Si, había acertado, frente a mi a unos metros se encontraba mi rubia, mi Dée, habría acabado de llegar? No la había visto estos días, sea como sea finalmente la había encontrado y eso era suficiente para mi , me acerque emocionada hacia ella mientras notaba que estaba hablando con una rubia, por la vestimenta que esta llevaba suponía que seria una popular, pero si Dée le estaba hablando seguro ella seria completamente diferente a la que estaba en medio de la pelea de allí, al terminar finalmente de acercarme sonreí ampliamente y dije- valla bonito duo de rubias me vengo a encontrar aqui- dije mientras reia y me acercaba completamente a Dée para abrazarla fuertemente- oh rubia no sabes cuanto te heche de menos- dije completamente emocionada mientras me despegaba levemente y le daba besos en sus mejillas, luego dirigi la mirada hacia la nueva rubia del campamento mientras le extendía mi mano con una sonrisa- un gusto soy Julia, Julia Foberts, pero dime Jul si gustas ya que es mas corto- dije mientras volvía a reir-
avatar
Julia Foberts

Mensajes : 246
Fecha de inscripción : 03/02/2012
Edad : 19
Localización : en mi mundo donde todo puede suceder *-* :3

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Jeniffer M. Weinhofen el Jue Ene 17, 2013 10:26 am

La lucha encarnizada que estaban liando entre el pasillo apenas dejo de serle de interés en cuanto apareció aquella rubia con una sonrisa que a muchos podía parecerle completamente de desconfianza per como si de algo se aprendiese ,ella por lo raro y pronto confió en ella cuando después de los comentarios jocosos no tuviera otra cosa que hacer que observar como en definitiva por mas nueva que fuera ,no estaba siendo rechazada además que siempre una conversación con gente con más de dos neuronas parecía agradar siempre y cuando andándose con ojo ,porque su hermano ya le había explicado que en ocasiones eso de las clases sociales discernía como podían tratarla pero ahora mismo a Jen eso le daba lo mismo porque que la sacara de aquel tumulto la agrado

-Gracias –logro purpurar mientras se adecentaba un poco el vestido ,dado que entre los empujones hasta la salida de aire fresco era más que obvio que era como ir a un concierto con la masividad de gente que por el fondo aun seguían animando aquella pelea como animales –Los chicos siempre tan idiotas aunque tengan delante a su mejor amigo –murmuro casi para el cuello de su pelo ,pero deslizándose hasta el suelo con aquella chica que acababa de conocer ,que por el momento no la daban ganas de ir a descubrir su habitación y por la cual se presento con una sonrisa –Dée me gusta ,suena a mas peligro –se rio con una mirada cálida que dejaba ver que no era una de esas pijas de barrio alto aunque tuviera su decencia ,pero se quedo un poco pillada cuando la pregunto qué hacia aquí teniendo tantas razones que casi no supo por dónde empezar .

-Mi hermano vino el año pasado y me hablo de lo bien que estaba este lugar para ya sabes... socializarse y me atrajo la idea ,lo que no me conto es que había tanto cretino suelto armando un follón en mitad del pasillo –rodo los ojos aunque se quedo mirándola porque en el fondo el no ver a Chris el primero para ayudarla la ponía algo irascible –Quizas conoces a mi hermano, se llama Chris –dudo pero luego esa imagen de “por dios no lo conozcas” ,se vio perdida cuando de la nada se abalanzó una morena también con pinta de agradable en exceso a abrazar con fuerza a aquella chica que la había ayudado quedándose mirándola solo por cortesía más que nada ,aunque no pensaba moverse hasta que sintió como se presentaba del mismo modo casi dinámico y se rio por tanta efusividad de horas primeras –Yo soy Jeniffer ,con dos F ,cosas de madres –bromeo pero luego le tendió la mejilla depositando un beso corto porque no quería precipitarse y eso de la mano ahora quedaba en un plano frio –Pero me puedes llamar simplemente Jen –acorto mirándolas a ambas con una mirada divertida -¿Os conocéis hace mucho? –curioseo pero tampoco quería moverse de un lugar donde la gente al menos era más agradable que dándose puñetazos y eso que aun no sabía quien compartía habitación con ella.
avatar
Jeniffer M. Weinhofen

Mensajes : 78
Fecha de inscripción : 11/01/2013
Localización : Espiando a los lobos

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Haydée Sommers el Dom Ene 20, 2013 1:15 pm

La conversación entre las dos rubias se hacía cada vez mas larga y entretenida; tenía clara la idea de formar nuevas amistades en éste lugar pero nunca imaginó que fuera tan rápido, nada mal para ser ella. Ya ni se preguntaba que sería de aquellos dos tipos ni de la estúpida en medio, que hagan lo que quieran, no es para nada de su incumbencia.
-No es nada, uno se acostumbra.- Dijo encogiéndose de hombros y asintiendo a su comentario, pues sí, son hombres, no se puede esperar mucho de ellos, y la mayoría son todos iguales. -Me alegro, entonces tu serías Jen o... Rubia.... Hmm... Rubia pecosa, ya tienes un mote.- Rió arrugando su nariz y viendo todas las pecas que recubrían parte de su rostro, y que éstas siempre le habían gustado y hacían gracia, pero ella nunca había tenido, no que lo recuerde. -Te divertirás, créeme, aquí todos lo hacen, así que bien por tu hermano de traerte.- Guiñó un ojo sonriendo y se quedó unos segundos pensando en quien podría ser, pero su mente aparentemente estaba en cualquier lugar menos allí.

Muy colgada estaba ya hablando con Jeniffer, cuando vio a alguien, una muchacha, acercarse rápidamente y no supo si era bueno o malo, pues pareciera que se le iba a tirar encima pero, apenas salieron un par de palabras de su boca, y prestó mas atención a su rostro, comprendió a quien tenía en frente, lo que hizo que sus ojos se abrieran como las puertas de una escuela secundaria cuando toca el timbre para salir y éstas casi son rotas.
Sin poder articular ni una sola palabra, moviendo sólo la boca pero como si estuviera en modo silencio, correspondió su fuerte abrazo estrujándola lo mas que sus brazos de palillos le permitían. Tomó aire y finalmente se puso a escupir todas las palabras juntas. -¡Oh mon dieu Julieta! ¡¿Donde te habías metido?! También yo te eché de menos.- Su sonrisa se volvía tan amplia que casi parecía no poder caber en su rostro.
El abrazo no había durado mucho mas que un par de segundos aunque si fuera por Dée no se acabaría, demasiado tiempo sin verla, realmente la extrañaba. Era una de las mejores personas que se había encontrado allí, de las mejores lejos, era su Jul, Juli, Morena, Julieta, cualquier apodo que se le cruce. -Ya no te vi ni en Skype, y llevo aquí toda la semana, idiota.- Se quejó haciendo un puchero y cruzando sus brazos con falsa molestia. -Si Jen, ella es mi Julieta, es de mis mejores amigas de aquí desde el año pasado; y Jul, a ella la conozco hace un par de minutos nada mas, pero bueno, es agradable verás.- Rió levantándose y apoyando cómodamente sus codos en el hombro de cada una. -Pero sólo yo la llamaré Rubia pecosa, así que ojo morena.- Bromeó y acomodó su cabello. -Se llevaran bien, seguro tú con todo el grupo, Jen. Y ya tenemos una mas para pasarnos de estupideces.- Como siempre era de su costumbre, una vez abre la boca, suerte con hacer que la cierre.
avatar
Haydée Sommers

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 30/01/2012
Edad : 23
Localización : Campamento St. Charles

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Julia Foberts el Vie Feb 01, 2013 5:35 pm

- Mas alegria no se podia sentir en este hambiente, mas alegria no podia sentir yo en este momento, no, encerio que no, frente a mi estaba finalmente mi rubia, mi ojos azules divinos, mi compañera de travesuras y fiestas que jamas olvidaria y sobre todo mi Dée Dée, si, ella era mi Dée Dée, una de las personas mas maravillosas que pude haberme encontrado en mi vida, y valla que no exageraba, estuvimos juntas todo el verano pasado aunque si fuera por mi nunca me habia separado, pero bueno, como siempre, el verano llega a su fin y el campamento cierra, pero esperaba que este verano no pasase tan rapido como el anterior-

- Si, la alegria que sentia en ese momento para mi era indescriptible en lo absoluto, pero bueno, no importaba, al fin la habia encontrado y estaba demasiado satisfecha con ello, aunque no por completo, teniamos que recuperar el tiempo perdido y creo que ya tenia algunas ideas, que mas da varias pero poco a poco las iba descartando, pero que mas da ya se las diria, y si venia nuestra nueva compañera seguramente que tambien la pasariamos bomba, observe a la chica que estaba comenzando a conocer, la cual se presento, se llamaba Jeniffer, con dos F segun como lo habia descripto, sonrei ampliamente a su comentario mientras recibia con todo gusto su beso en la mejilla el cual instantes despues devolvi igual de gustosa-jajaja pues por mi sigue siendo un placer querida-dije sonriendo-te llamare Jen entonces

- En eso observe a Dée nuevamente quien al parecer estaba tan emocionada como yo de volver a encontrarnos, oh como extrañaba tanto sus apodos, que mas da la extrañaba a ella y ante su comentario no pude hacer mas que una mueca de molestia ante un problema que ella misma sabia que comprendia-cinco simples palabras cariño, el internet es un asco- dije para sonreir y a la vez sorprenderme por lo que seguia diciendo-es increible que no te haya encontrado llevo casi el mismo tiempo, un poco menos la verdad pero bueno me da mucho gusto encontrarte de nuevo- dije volviendola a abrazar fuertemente como si fuera el ultimo abrazo que le daria, cosa que es una completa farza pues tengo muchos mas reservados para ella... Y si que se lo habia demostrado todo este tiempo, observe nuevamente a Jen cuando note que habia hablado, cosa que Dée tambien habia hecho y respondido antes que yo y me comprobo mis dudas para decirle asintiendo- seguro que si y sin dudas le caera bien a los demas del grupo, veo que encajara sin problemas- dije observandola manteniendo la sonrisa en mi rostro y volviendo girar hacia mi rubia- siempre tan buena con los apodos tu Rubia, no te preocupes yo ya le encontrare uno tambien- dije soltando una pequeña risa ante ello, bien, con los apodos no era buena pero tampoco tan mala, sabia que le encontraria uno tarde o temprano, pero claro eso no significaba que seria pronto. De pronto mi rubia hablo de las estupideces que siempre hacemos y eso me vino un recuerdo de un comentario que habia oido acerca de una fiesta- y sin duda alguna una de esas estupideces seria nada mas y nada menos que una fiesta en la discoteca a unas cuadras de aqui!- dije sonriendo de oreja a oreja, estaba emocionada por ello, seria bueno para un reencuentro y porque no hacer una nueva amistad-
avatar
Julia Foberts

Mensajes : 246
Fecha de inscripción : 03/02/2012
Edad : 19
Localización : en mi mundo donde todo puede suceder *-* :3

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Jeniffer M. Weinhofen el Vie Feb 01, 2013 7:03 pm

La pelea entre los pasillos era un tema peculiar si teníamos en cuenta que las voces se fueron alzando a medida que nosotras nos íbamos separando del tumulto ,pero generalmente lo que tenían esas peleas, es que solo empiezan dos ,pero acaban metidas más gente y eso es lo que estaba pasando en ese preciso momento ,cuando intenta alcanzar la voz de Dée entre tanto tumulto de gente hasta darse cuenta de que solo ,es un pre aviso de que ya se cansaran de hacer el cafre y pararan antes de dejarse los huesos en el suelo atrofiados y en busca de una ambulancia ,lo que la hizo preguntarse si en verdad existían esas normas como en los colegios de que por peleas ,acababas fuera.

-Espero que la diversión no pase por arrancarme los pelos con nadie ,tengo más clase –susurro mirando a la rubia a la que acababa de llamar peligro pero quedando aun asi como un tanto pija con sus remilgos ,hasta asomar una sonrisa por ese mote apropiado con propiedad tan solo por sus pecas ,que tanto nombrarlas en este instante hizo que se las tocara con los dedos ,afirmando que le gustaba –Yo te llamare Rubia peligrosa ,creo que tu sí que entrarías en una lucha de esa clase –no era un insulto, sino más bien una broma para romper el ambiente ese de tensión entre pasillos además de escurrir el bulto de hablar de Chris con aquella rubia a la que no quería asustar ,pero quien iba a decirla que el susto se lo llevaría ella con cierta morena que casi aplasta a la rubia con su abrazo y que por lo tanto ambas se dedicaron a conversar sin tener la pretensión de meterse aunque si observar atentamente . Ya estaba encontrando en pocas horas demasiada avalancha de gente sin saber apenas donde se dormía en este lugar ,por lo que no interrumpió la sesión de conocimiento hasta sentir los brazos de Dée rodeándola como una mas y afirmar que si ,que ese mote era solo poseedora ella.

-Ya tengo un sello –se encogió de hombros asomando una sonrisa ,pero encantada de algún modo de tener más gente con quien parlotear antes de conocer a sus compañeras de habitación y como la morena nombraba una fiesta cerca de unas horas ,cosa que le entro algo de desconfianza –espero que sea una buena fiesta ,no tengo demasiado ánimos de algo tan liante si es como esto –señalo a su espalda los gritos que pensaba que se les echaría encima ,asi que comenzó a andar sin perder la mirada de la morena -¿Dónde es la fiesta? –pregunto curiosa sonriéndola amablemente volviendo a colocar su vestido, que se empeñaba en subir cada vez que se sumaba gente al espectáculo –Por cierto, no me habéis dicho nada… ¿iremos en grupo?-sopeso la idea mirándolas a ambas por eso de tener que ir de candelabro o parecido y no le apetecía aun menos ese cuadro.
avatar
Jeniffer M. Weinhofen

Mensajes : 78
Fecha de inscripción : 11/01/2013
Localización : Espiando a los lobos

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Haydée Sommers el Vie Feb 01, 2013 11:42 pm

Estaba la gente amargada, la normal, la alegre, y después estaba Julia, que se parecía a un torbellino de alegría, tan positiva y extrovertida como siempre, amorosa con todo el mundo así sea que lo conozca hace dos minutos, como pasaba con Jeniffer. Simplemente con ver su rostro parecía tener como una luz propia, de esa que en pocas personas se ve, además de que era la única persona en todo el mundo capaz de hacer que Dée abandone su siesta si se lo pidiera, y vaya que eso es difícil para la vagancia de la rubia. Nunca había tenido una madre ni alguna figura materna pero a veces hasta piensa que un abrazo de Jul tal vez hasta se sentiría así o mejor y no quisiera despegarse nunca de ellos, pero esas ya son cosas que evita decir obviamente.

Suspiró y rodó los ojos cuando escuchó lo del internet, porque era la maldita y jodida verdad. -Te entiendo, muerte a las inútiles compañías de internet con mala conexión.- Es increíble que la gente deba pagar por algo que funciona tan para la mierda. -Deberías cambiarla por una mejor y, puede que haya estado durmiendo y por eso no nos cruzamos, tengo el sueño algo cambiado.- Rió y prestó atención a lo que decía la otra rubia. -Tranquila, la gente suele ser mas... "Civilizada" normalmente. Éstos son hombres peleando por una zorra, nada se puede hacer.- Se encogió de hombros con esa sonrisa de "Que se maten, me da igual". -Sinceramente prefiero mucho mas dormir unas horas extras en mi cómoda cama antes que perder el tiempo golpeando a alguien como aquellos animales, pero si la ocasión lo demanda, prefiero dañar a alguien mas antes que a mi orgullo.- Arrugó la nariz con despreocupación, tal vez parecería un esqueleto vestido pero por algo la enviaban a practicar defensa personal ,boxeo, etc etc y si hay dos cosas que no le gusta que toquen son, las personas que quiere, y su estúpido orgullo.

Recién cuando la morena mencionó algo de los grupos se dio cuenta de que no le había preguntado a cual pertenecía, e iba a hacerlo pero apenas abrió su boca Jul comentó lo de la fiesta, y recordó aquella vez que de milagro convenció a Carolina de ir las tres, y no pudo evitar soltar una pequeña carcajada. -Tal vez convenzamos a Caro una vez mas, o la llevemos al arrastre, escuché que estaba aquí este verano también; y claro Jen viene con nosotras.- Bromeó recordando las que le hizo pasar a la muchacha el año anterior, sacándola de sus aburridas costumbres, y rió aún mas al recordar la estupidez que hicieron de salir las dos con el mismo idiota. Cosas que mejor llevarlas a la tumba a veces, pero lo curioso era que aquel idiota seguía siendo su amigo. Nadie comprendería a esta rubia.
-Nada Rubia pecosa, que solíamos ir a una discoteca de por aquí cerca o colarnos cuando había alguna fiesta allí. Los gorilas de la puerta son unos tontos, les pones una linda sonrisa y te dejan pasar, además, con tu figura no tendrás problemas, eres de nuestro sexy grupo.- La sonrisa en su rostro ya parecía pegada pues no se bajaba de ninguna forma y crecía mientras mas recuerdos le venían. -¡Oh! Antes que lo olvide otra vez, ¿en que grupo estás Jen? Te veo de depor o cheer... Naah, no tengo idea.- Preguntó al recordarlo, se encogió de hombros otra vez y picó una mejilla de su morena compañera. -Julieta está con los músicos y yo con los rojitos.- Corrió por millonésima vez el mechón que caía sobre su rostro y dirigió una pequeña mirada al tumulto de personas que extrañamente de a poco se iban separando, ¿al fin se cansarían de pelear? Que milagro, y aún así que idiotas.
avatar
Haydée Sommers

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 30/01/2012
Edad : 23
Localización : Campamento St. Charles

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Julia Foberts el Miér Feb 20, 2013 5:22 pm

- El griterio que se oia en esos momentos no podia ser mas estruendoso, o quizas si pudiera pues cada vez venian mas y mas campistas a ver una patetica y absurda pelea entre dos hombres por una vaguita cualquiera, si que los chismes se rumoran demasiado rapido en esta campamento no es verdad?, como sea encerio tanto valia la pena eso?, hay hasta mejores amigos que se rompen la cara por una de esas barbies pintadas, o como recuerdo que una amiga mia me habia dicho, ''plasticas'' , inutil y reluciente plastico, eso si, jamas entendi lo de reluciente pero lo de inutil? en estos casos ya se daran cuenta no?, quien sabe si esa muchacha no se habrá acostado con varios en el campamento y la estan tratando como si fuera el premio mayor, los hombres a veces eran tan ciegos y estupidos que me aliviaba ser mujer y no estar en un grupo ''ignorante'' por asi llamarlo, la verdad es que no tengo nombre para estas cosas-

- Me habia separado del gran abraazo que le habia dedicado a mi rubia, cosa que definitivamente no me agradaba hacer pero el resto del verano valla que abran mas sin duda alguna, la habia extrañado demasiado y sin duda alguna que estar a travez de la pantalla no era lo suficiente para mi, siempre prefiero tenerla en frente mio para llenarla de esos mimitos que tanto se merecia ella y que siempre estaria dispuesta a darselos, me los pidiera o no, rei ante lo que dijo sobre mi internet, vaya miseria que tenia pero bueno es lo que habia, y mala conexion? creo que eso no bastaba como para lograr describirla pero aun asi era verdad y volvi a reir-jajaja descuida ya sabes que aqui tienes presente a tu despertador personalizado- dije en forma de broma señalandome completamente con mi mano demostrandole que estaba en lo cierto y ella lo sabia, sueño pesado? , descuida, aqui tienes a la unica morena que no sabe que dormir es practicamente sagrado, o quizas poco a poco lo iba entendiendo, sea como sea no podia dormir tanto como lo hacia su querida acompañante rebelde-

- Observe nuevamente a mi segunda acompañante en la escena haciendo una pregunta que Dée no tardo en responder- es cierto, esto es uan simple pelea, cosa de todos los dias, hay unos mejores que otros claramente pero descuida en las fiestas te las pasas bien sin duda alguna- dije guiñandole un ojo a la segunda rubia, seguidamente escuche lo que Dée dijo, era ciero Caro tambien se encontraba aqui!, sonrei ampliamente mientras asentia- Quizas haya que arrastrarla nuevamente no creo que supere aun su primera fiesta del año pasado- dije riendo levemente al recordar esa noche, en verdad que fue muy divertida, observe nuevamente a Jenn observandola- claro, tu podras pasar sin problemas, como dijo mi Dée los gorilas esos son unos completos babosos, sonrie hazle ojitos coqueteandole un poco y ya estas dentro- dicho nomas eso mi rubia saco un tema que la verdad se me habia pasado de imprevisto, de que grupo era nuestra nueva compañera, la quede observando esperando a que contestase, al igual que Dée no tenia idea de que grupo podria pertenecer, tenia un aire agresivo pero a la vez sofisticado, podria ser otra rebelde o una Cheer como habia antes mencionado Dée, sea lo que fuese no lo sabia-
avatar
Julia Foberts

Mensajes : 246
Fecha de inscripción : 03/02/2012
Edad : 19
Localización : en mi mundo donde todo puede suceder *-* :3

Volver arriba Ir abajo

Re: La peligrosidad de ser rubia en mitad de una pelea [Haydée Sommers]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.